Temas etiquetados como: ‘alérgenos’

El Reglamento de Etiquetado introduce cambios para satisfacer las necesidades del consumidor

16 diciembre, 2014
Pincha en la imagen para ver el resto de fotografías del seminario.

Pincha en la imagen para ver el resto de fotografías del seminario.

  • La entrada en vigor de este Reglamento viene a unificar, modernizar y ordenar la legislación existente añadiendo valor e información en el etiquetado de cara a un consumidor cada vez más ávido de información clara, completa y sencilla.
  • El etiquetado es la herramienta fundamental de comunicación con el consumidor y esta actualización demuestra que se están dando pasos en la dirección correcta.

El pasado sábado 13 de diciembre entró en vigor el Reglamento europeo de información alimentaria facilitada al consumidor, y con él, numerosas novedades que han supuesto todo un reto para la industria de alimentación y bebidas, y para el que han trabajado intensamente con los actores implicados – cadena alimentaria, Administración y asociaciones de consumidores – con el fin de poder afrontar los requisitos y cambios que supone su puesta en marcha.

Precisamente los retos que la industria tiene por delante, así como las novedades que podrá ver el consumidor, han sido analizados en un seminario organizado por la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición, junto con FIAB, con la colaboración del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

La norma responde a la demanda popular y viene a unificar, modernizar y ordenar la legislación existente añadiendo valor e información en el etiquetado de cara a un consumidor cada vez más ávido de información clara, completa y sencilla. En este sentido, en lo que insisten tanto la Administración como la industria es en la importancia de fomentar la educación de los consumidores en el ámbito de la alimentación y la salud.

El proceso normativo no ha sido sencillo y ha traído consigo un intenso trabajo conjunto entre todos los actores implicados en su gestión, desarrollo e interpretación; tareas en las que se seguirá trabajando a nivel comunitario en algunos aspectos. Se trata de un hito de especial relevancia para la industria alimentaria, ya que el etiquetado es la principal herramienta de comunicación con el consumidor, y las compañías han destinado importantes esfuerzos ante este Reglamento; demostrando así, que están dando pasos en la dirección correcta.

Por esta razón tanto desde FIAB como desde FoodDrinkEurope, su homólogo europeo, se ha trabajado estos últimos años con los sectores y empresas para asegurar la adecuación a la norma, la adaptación a los cambios que contempla, así como llegar a tiempo a la fecha de su entrada en vigor, teniendo en cuenta las implicaciones que supone para las compañías. A partir de su puesta en marcha, se abre un periodo de transición que permitirá que los productos etiquetados o puestos en el mercado puedan comercializarse hasta agotar existencias.

Entre las principales novedades cabe destacar:

INFORMACIÓN NUTRICIONAL
La información nutricional pasa de ser voluntaria a tener carácter obligatorio, aunque esto no se aplicará hasta diciembre de 2016. No obstante, la gran mayoría de las compañías ya lo hacía de manera voluntaria.
Se incluye también el valor energético, grasas, ácidos grasos saturados, hidratos de carbono, azúcares, proteínas y sal.
Cabe destacar también que la información nutricional de carácter voluntario está también limitada en el Reglamento, que sólo permite indicar voluntariamente un listado cerrado de nutrientes tales como los ácidos grasos mono-insaturados, los poli-insaturados, polialcoholes, almidón, fibra alimentaria, vitaminas y minerales.

LEGIBILIDAD E INFORMACIÓN OBLIGATORIA
Se establece un tamaño mínimo de letra. La información alimentaria obligatoria se indicará en un lugar destacado, fácilmente visible, claramente legible e indeleble; es decir, que no se borre.

ALÉRGENOS
Se debe destacar en la lista de ingredientes el alérgeno respecto al resto de los ingredientes mediante la tipografía. Ejemplo: empleando negrita o subrayados.

INGESTAS DE REFERENCIA (IR)
El reglamento también avala el uso voluntario de un sistema que ya venía utilizando la industria de alimentación y bebidas, que es el de Ingestas de Referencia. Éste ayuda al consumidor indicándole el porcentaje diario de nutrientes que tomamos con ese alimento o bebida (Ejemplo: si indica 10% de grasas, nos queda un 90% de éstas para incorporar con otros alimentos).

VENTA A DISTANCIA
La nueva norma establece por primera vez requisitos específicos sobre la información alimentaria al consumidor cuando los alimentos se suministren mediante venta a distancia. En este sentido, la información obligatoria, salvo la fecha de caducidad, debe estar a disposición del consumidor antes de la compra. No obstante, en el momento de la entrega tiene que estar disponible toda la información.

ACEITES VEGETALES
Habrá que detallar, además, el tipo de aceites vegetales; es decir, el origen botánico de los aceites y grasas refinados que se utilizan como ingredientes.

ORIGEN
Con el Reglamento, a partir del 1 de abril de 2015, como novedad se obligará a especificar el origen de la carne fresca, congelada y ultracongelada de porcino, ovino, caprino y aves de corral.

FIAB presenta una Guía de Gestión de Alérgenos en la Industria Alimentaria para seguir garantizando la seguridad del consumidor

28 noviembre, 2013
Pincha en la imagen para descargarte todas las fotografías de la jornada.

Pincha en la imagen para descargarte todas las fotografías de la jornada.

  • El principal objetivo de la Guía es facilitar el trabajo de las empresas del sector y, con ello, seguir garantizando el objetivo común de máximos en seguridad alimentaria y protección del consumidor.
  • “Esta Guía es el fruto del esfuerzo de la industria alimentaria por ofrecer alimentos a la sociedad cada vez más seguros y de calidad; adaptándose, y en muchos casos adelantándose, a los problemas del consumidor” afirma el director general de FIAB.
  • Ángela López de Sá, directora ejecutiva de AESAN, ha destacado la importancia y utilidad de esta guía tanto para la industria como para el consumidor, y que ayudará al sector en su tarea de informarle, de modo que éste pueda tomar decisiones correctas e informadas.

FIAB, en colaboración con la Agencia Española de Seguridad Alimentaria (AESAN), ha llevado a cabo la presentación la Guía de Gestión de Alérgenos en la Industria Alimentaria ante más de cien asistentes.

El objetivo de esta Guía es permitir a las empresas abordar de manera práctica la gestión del riesgo de alérgenos en los procesos industriales y hacer más fácil su trabajo, y, con ello, seguir garantizando el objetivo común de máximos en materia de seguridad alimentaria y de protección del consumidor.

De este modo, y tomando como base el fuerte compromiso con la salud y el bienestar de la sociedad y la necesidad de gestionar el riesgo de presencia de alérgenos en un entorno de producción de alimentos, esta tarea es universalmente aceptada por todos los eslabones de la cadena. Por ello, las orientaciones presentes en la Guía son adaptables a distintos procesos de producción e instalaciones.

El documento busca, igualmente, proporcionar información con evidencia científica sobre las alergias alimentarias y los alérgenos para indicar su importancia como riesgo respecto a la inocuidad de los alimentos.

Para poder abordar este tema desde una perspectiva global, en la Guía se realizan recomendaciones para el personal de las compañías, la gestión de proveedores, el proceso de fabricación y en materia de comunicación.

En la inauguración de la presentación, Ángela López de Sá, directora ejecutiva de la AESAN, ha destacado la importancia y utilidad de esta guía tanto para la industria como para el consumidor; un documento, ha afirmado, que “es un excelente ejemplo de colaboración entre industria, Administración, consumidores y comunidad científica” y que ayudará al sector en su tarea de informar al consumidor, de modo que éste pueda tomar decisiones correctas e informadas.

Por otro lado, Horacio González Alemán, director general de FIAB, ha afirmado que “la sociedad demanda, de manera continuada, esfuerzos a la industria, y en especial en casos como la nuestra, en la que como fabricantes de productos de consumo hemos de estar atentos a la evolución del consumidor y sus necesidades”.

Además, ha añadido que “esta Guía es el fruto del esfuerzo de la industria alimentaria por ofrecer alimentos a la sociedad cada vez más seguros y de calidad; adaptándose, y en muchos casos adelantándose, a los problemas del consumidor”.

Pincha en la imagen para descargarte la Guía.

Pincha en la imagen para descargarte la Guía.

Por su parte, José Manuel Avendaño, presidente del Grupo de Trabajo de Seguridad Alimentaria y Calidad de FIAB, ha presentado la Guía de Gestión de Alérgenos en la Industria Alimentaria haciendo referencia al trabajo realizado durante todo el proceso de elaboración de este documento, poniendo de manifiesto la utilidad y relevancia del mismo para contribuir al mejor desarrollo de la industria alimentaria y la sociedad. Además, ha insistido en la importancia de que el trabajo de la industria alimentaria en la gestión de alérgenos se traslade al consumidor correctamente.

A continuación le ha seguido una mesa redonda en la que han participado Montserrat Fernández (Jefe del Servicio de Alergia del Hospital Clínico San Carlos y miembro del Comité de Alergia a Alimentos de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica), Almudena Rollán, (Jefa de Servicio de la Subdirección General de Gestión de Riesgos Alimentarios de AESAN), María Teresa López (directora del Centro Nacional de Alimentación de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición), Manuel Carbó (Director del Centro de Investigación y Control de la Calidad del Instituto Nacional de Consumo), y Fernando Dalama (coordinador de Seguridad Alimentaria, Alergias a Alimentos y Látex de la Asociación Española de Alérgicos a Alimentos y Látex).

En ella se ha explicado la situación actual en lo que a alérgenos se refiere, el contexto legislativo en el ámbito de la información al consumidor, los procesos de análisis, control y detección con los que cuentan las Administraciones Públicas y la industria, y otros temas relevantes que han permitido conocer en profundidad la gestión de alérgenos en el sector.

Intolerancias y alergias en la sociedad

En la sociedad cada vez hay más consumidores con intolerancias o alergias a diversos alimentos que pueden reaccionar ante cantidades distintas de sustancias alérgenos. Estas cantidades pueden variar considerablemente (de microgramos a gramos) dependiendo del nivel de tolerancia del individuo, de su estado de salud y su medicación.

Algunos consumidores muy sensibles pueden reaccionar de forma adversa ante cantidades muy pequeñas (pocos microgramos), hay que tener en cuenta que las alergias alimentarias afectan entre un 4% y un 5% de la población en España. Las reacciones alérgicas a los alimentos también constituyen una gran proporción de los ingresos hospitalarios por reacciones alérgicas agudas. Esto significa que, de una población de 500 millones en los 27 Estados Miembros de la Unión Europea, se estima que de 10 a 20 millones de personas sufren de una alergia alimentaria. Sin embargo, el número de personas que cree que tiene una alergia alimentaria es considerablemente más alto, más del 40% de la población.

Aquí puedes descargarte la nota de prensa de la presentación y la Guía para la Gestión de Alérgenos en la Industria Alimentaria.

Además, también puedes acceder a las presentaciones de la jornada:

 

Guía sobre la gestión de alérgenos en la industria alimentaria

18 febrero, 2013

Las alergias e intolerancias constituyen un conflicto en el ámbito de la seguridad alimentaria. Por ello, la gestión de alérgenos ha de ser una parte integrada en las estrategias puestas en marcha por las industrias de alimentación y bebidas para garantizar la seguridad de sus productos.

FoodDrinkEurope ha elaborado una Guía pionera sobre la Gestión de Alérgenos en la industria alimentaria, poniendo de manifiesto el esfuerzo del sector en este campo. El documento establece recomendaciones para la gestión de estos riesgos en materias como la limpieza, formación del personal, etc.; que son fácilmente adaptables a diferentes procesos de producción y tipos de instalaciones, constituyendo así una herramienta de utilidad para las empresas de la industria.

Al respecto, Jesús Serafín Pérez, Presidente de FoodDrinkEurope, ha querido destacar que, “mediante la armonización y difusión de buenas prácticas en toda la industria alimentaria europea, esta Guía asegura una comprensión coherente y el acercamiento a la gestión de alérgenos en ciertos alimentos o que puedan causar intolerancias. De este modo, ayudará a minimizar el riesgo para los consumidores alérgicos, que podrán así realizar elecciones informadas”.

Aquí puedes ver la guía y descargártela: