Las incongruencias del modelo comunitario y repercusiones sobre el sector agroalimentario

20 julio, 2011 por Redacción FIAB Dejar una respuesta »

Dentro del Curso de Verano UPM 2011, bajo el tí­tulo “¿Quién decide el precio en los productos agroalimentarios? Elementos para el debate”, el Secretario General de FIAB ofreció una charla sobre “Las incongruencias del modelo comunitario. Repercusiones sobre el sector agroalimentario”.

El proceso de construcción europea ha permitido a la Unión Europea situarse en puestos más que destacados de desarrollo socio económico a nivel global.

La fórmula, en esencia, ha sido bastante simple: la unión hace la fuerza, o dicho de otro modo, la integración económica acercando las economí­as nacionales y haciéndolas converger, con reglas y normas comunes, han sido un factor de éxito. Esta lógica económica ha supuesto la aplicación práctica de una serie de principios como son:

  • la articulación de un mercado único europeo,
  • la no discriminación en el mercado interior,
  • la libre circulación de mercancí­as, capitales, servicios y personas.

Una fórmula que tanto nos ha dado pero que poco a poco parece haberse degradado con el tiempo, hasta el punto de encontrarnos en un modelo desdibujado, con fuertes contradicciones internas y sometido a tensiones que actúan en contra de nuestros propios intereses (y de nuestro propio futuro). [...]

[...] Voy a intentar desgranar a lo largo de mi exposición estos argumentos, apoyándome en una serie de ejemplos entresacados del devenir polí­tico comunitario y que afectan al sector agroalimentario, para concluir con algunas pistas o ideas que por supuesto podremos compartir, rebatir o afirmar en el posterior coloquio.[...]

Si te interesa el tema, accede a la presentación y al discurso í­ntegro. A modo de resumen, los principales temas tratados son:

  • La Unión Europea, lí­der comercial
  • La polí­tica comunitaria en materia de OGM
  • El modelo agroalimentario europeo y sus atributos
  • El modelo de seguridad alimentaria

Publicidad

Deja un comentario